febrero - 11 - 2017

Hace mucho que no escribo y eso inevitablemente genera una distancia que no es la que uno desea tener con los que acompañan luchas y pensamientos, sin embargo la vida misma a veces nos supera con nuevos desafíos y experiencias y por lo menos a mí me lleva un tiempo de adaptación encontrar estos espacios para escribir en silencio con mi alma…

Desde hace meses observo el estallido que ha habido en cuanto al tema de lo femenino, las mujeres y sus necesidades, gustos, su exigencia de respeto por lo que son, cómo son y por el mundo que construyen y es maravilloso observar el camino transitado, lo conseguido, como hoy desde distintos espacios se busca valorar a la mujer real, que no es más ni menos que vos, yo y cada una de las mujeres de este planeta.

Hay una transformación  de un paradigma, sé que aún los grandes monopolios, los que manejan los medios de comunicación y las marcas reconocidas del mundo que imponen el concepto de “moda” aún no asumen la diversidad en su máxima expresión, la siguen teniendo en cuenta como la nota de color o lo raro dentro de sus propuestas. Sin embargo este movimiento que se viene gestando cada vez adquiere más fuerte y entre todos los matices que se pueden observar de estas luchas es innegable que se ha visibilizado y se está escuchando.

Muchos serán críticos con los extremos, con los desafíos que se plantean, con los modos en mostrar o querer hacer valer una idea, pero tengamos en cuenta que si no sucedieran estos hechos se perderían en el maremágnum de reclamos y pedidos por múltiples causas que pujan por ser vistos y tomados en cuenta.

Las mujeres se están mirando y muchos serán duros con ellas por las formas de ciertos reclamos o de mostrarse pero era necesario que llegara este momento en donde lo impuesto se cuestionara, en donde exigir ser respetado por tu cuerpo sea una realidad que se contagie y que empodere en acciones positivas no sólo a las mujeres sino a la sociedad toda.

Hay procesos que son más lentos que otros, pero cuando la rueda comienza a andar nada la puede detener, es responsabilidad de todas y todos darle fuerza para que en el andar todos nos iluminemos…

Yo la Más Gorda de Todas

Facebook: Yo la Más Gorda de Todas

Gmail: yolamasgordadetodas@gmail.com

Fanpage: Yo la Más Gorda de Todas

Msn: yolamasgordadetodas@hotmail.com

Twitter: @yolamasgorda 

Todos los comentarios vertidos por los lectores son responsabilidad de los mismos.

Deja tu comentario